Archive for » agosto 21st, 2015 «

Baja California del Sur. Loreto

Durante el camino a Loreto llueve intermitentemente, pero no es hasta que ya estamos instalados propiamente en el hostal La Damiana Inn cuando realmente nos alcanza la tormenta. De repente se hace de noche, aún siendo las tres de la tarde, el cielo se abre y comienza a diluviar intensamente, menos mal que a pesar de la lluvia sigue haciendo calor, así que Bauti, en pleno diluvio decide ir a bañarse en las aguas cálidas del Mar de Cortés.
Regresa al cabo de casi una hora completamente empapado pero feliz, ignorante de la alegría que supone para mi ver cómo disfruta, me encanta verlo así, asido a la vida, disfrutón y plenamente libre. Es una maravilla acompañarlo en estas experiencias viajeras y fotografiar mentalmente su amplia sonrisa, su mirada chispeante de alegría.

Una vez que deja de llover decidimos ir a cenar a un restaurantito recomendado por la dueña de la pensión, El Súper Burro, donde hacen unos burritos gigantes, de carne arrachera ( al grill previamente marinada pero ésta tiene la particularidad de ser de rancho local con lo que es especialmente sabrosa) bien ricos y baratos. Como nos habíamos saltado el almuerzo cenamos a hora foránea, sobre las siete de la tarde. Para llegar allí atravesamos las calles inundadas.

DSC00725 DSC00744
Es un gusto viajar con la comida y bebida de Dylan siempre dispuesta, la lactancia me está resultando un regalo, me encanta ese momento íntimo donde puedo perderme en los ojos de mi niño y disfrutar al máximo de ser proveedora de seguridad, alimentación, bebida, comfort y sobretodo mucho amor. No hay nada más cómodo que dar el pecho, especialmente cuando se viaja.
El papel del padre también es importantísimo, de hecho, aparte de darle de mamar él puede y quiere hacer todo lo demás. Los vínculos paterno-filial se crean con juegos, besos, caricias, abrazos e historias contadas bajito al oído de Dylan.

Loreto es una ciudad pequeña pero con mucho encanto, al igual que La Paz tiene un precioso paseo marítimo. Fue capital de las dos Califirnias y aqui se estableció la primera Misión Española de padres Jesuitas, a raíz de aquí se fueron extendiendo a lo largo y ancho de California.

paseo marítimo de Loreto

paseo marítimo de Loreto

Primera Misión Española

Primera Misión Española

El hostal donde nos alojamos tiene mucho encanto, pero por motivos desconocidos nuestra habitación, que es la más grande y bonita que tienen no tiene agua caliente, menos mal que hace tanta calor que viene bien el refrescón.
La pareja que regenta La Damiana Inn es bastante acogedora y se presta a recomendarnos lugares para visitar en las cercanías.
A unos 45 minutos en coche de Loreto está la playa del Requesón, íbamos buscándola cuando divisé desde la carretera una ballena en la bahía Concepción, esta bahia es inmensa, aquí vienen a dar a luz y aparearse las ballenas ya que sus aguas son tranquilas y están lejos de peligros comunes.
Nos desviamos por un camino de tierra y llegamos a una calita casi desértica. Nos bañamos disfrutando del magnífico espectáculo que supone ver nadar a la ballena a unos metros de nosotros, saliendo y expulsando el aire. Es mágico.
Ya no es época de apareamiento ni nacimientos, pero nos cue ta una familia que hay en la cala que en Bahía Concepción residen permanetemente tres ballenas grises y un tiburón ballena.

Cala donde nadamos con la Ballena Gris

Cala donde nadamos con la Ballena Gris

Entrando en el agua de Bahía Concepción

Entrando en el agua de Bahía Concepción

Playa La Perla

Playa La Perla

El Sol no entiende y pega fuerte, Dylan es tan blanco, que, a pesar de tener protección altísima y un bañador enterizo con protección decidimos no arriesgarnos, así que después de un bañito corto dejamos atrás esta experiencia y seguimos ruta.
Al llegar a la playa de El Requesón comprobamos que todas las palapitas (chambaos de palma) están ocupadas así que seguimos a la cala contigua, playa La perla, donde sólo hay una familia. Aguas cristalinas y templadas y arena blanca y fina. Ocupamos una palapa alejados de ellos y dejamos que Dylan continúe con su reparadora siesta post baño debajo de la palapa con la brisa marina.
Para acabar el día, después de comer nos acercamos a El Requesón, su particularidad reside en que justo frente a la playa hay una islita desierta a la que se puede pasar andando si la marea está baja. Bauti hace el camino mientras yo me quedo velando el sueño del chicuelo.

Al día siguiente, antes de poner rumbo a La Paz, decidimos ir a visitar la Misión de San Javier encima de una montaña en la Sierra La Giganta. Subimos por un camino escarpado, pedregoso y desértico. Cuenta la leyenda que los techos de las cuevas de la Sierra la Giganta fueron pintados por los gigantes que antaño habitaban estas tierras.
Fray Junípero Serra, el misionero que puso en marcha todo este sistema de misiones hizo una labor tremenda de evangelizacion, hasta en esta cima de montaña vino a plantar una Misión para evangelizar a los Indios Nativos. En la actualidad, después del maltrecho camino sorprende topar con un poblado de no más de diez casas en perfecto estado de conservación, orden y limpieza. La Misión está abierta y podemos visitar el altar y ver el Santo,  San Javier, a quién se le atribuyen múltiples milagros por lo que todos los años hay una peregrinación multitudinaria hasta esta Misión donde los fervientes seguidores cubren con billetes la imagen del Santo y le traen ofrendas.
Nos vamos contentos de haberlo visto.

Misión de San Javier

Misión de San Javier

Interior

Interior

Playa La Balandra

Playa La Balandra

Trás una parada técnica en La Paz con baño en La Balandra al atardecer de nuevo incluído, llegamos a cabo San Lucas y hacemos una excursión en barco para ver el Arco de cerca, aparte del hecho de que el hombre que lleva el barco era bastante desagradable, disfrutamos muchísimo de poder contemplar esa maravilla de cerca. En unas rocas cercanas dos focas disfrutaban tomando el sol como si de dos amigas en una playa cualquiera se tratase. ;-)
Justo en el Arco está la Playa del Amor, por un lado el Mar de Cortés, al otro el Océano Pacífico. Yo no me aventuro a saltar para darme un chapuzón porque llevo a Dylan en el portabebés, pero Bauti sí lo hace y nos cuenta que el agua está divina de temperatura.
Hay tantos peces que con sólo unos pequeños trozos de galleta podemos contemplar cientos de variados colores y tamaño que saltan para comer, si las aguas estuviesen mansas hubiera estado genial hacer un poco de scuba diving ( con las gafas y el tubo de toda la vida). Pero va subiendo la marea y el Pacífico irrumpe con fuerza en el oleaje del Mar de Cortés, así que agradecemos regresar.
Como no nos trata del todo bien el “capitán” al volver protestamos y nos devuelven todo el dinero del tour, por lo que aplicamos el refrán español de :” no hay mal que por bien no venga ” y nos vamos a descansar.

El Arco (separa el Pacífico y el Mar de Cortés)

El Arco (separa el Pacífico y el Mar de Cortés)

Playa del amor

Playa del amor

Bau dándose un chapuzón en la Playa del Amor

Bau dándose un chapuzón en la Playa del Amor

Resta aún Nueva Orleans y Wisconsin….próximamente :-)

Category: Viajar  Comments off

Un paseo por Dismaland

Casi todos hemos ido alguna vez en la vida a un parque de diversiones, en los siguientes días Dismal

Category: Lugares  Comments off

Bretaña, Primera parte (Bonus)

Bretaña

Esta vez hemos viajado a las increíbles tierras de Bretaña. Sin embargo, como el destino elegido se encontraba lejos, decidimos descansar en la mitad del viaje, concretamente, en la ciudad de La Rochelle.

IMG_20150821_154942  IMG_20150821_155714IMG_20150821_160707

4 de Agosto. La Rochelle. Casas blancas. Un mar azul. Barcos blancos y, por suerte un cielo azul. La Rochelle es una ciudad fortificada dentro de una fortaleza. De todas formas no vamos a profundizar en la descripción de La Rochelle porque esta vez no es más que parte de nuestro viaje y no, la protagonista. Así que, he aquí, Bretaña.

IMG_20150821_155349   IMG_20150821_154335IMG_20150821_160009

Bretaña. ”Je suis Breton, pas Français”. Esas fueron las primeras palabras que escuchamos salir de un Bretón.

5 de Agosto. Vannes fue la ciudad que nos dio la bienvenida a Bretaña. Una vez más, parte de la ciudad estaba fortificada pero la hacía peculiar. Sin embargo,  lo que realmente nos sorprendió fueron sus casas, que nos hicieron sentir como en un verdadero cuento de hadas. Algunas casas eran coloridas, otras estaban inclinadas, eran fantásticas. Así pues,  después de darnos este regalo a los ojos, nos dimos uno al paladar. Y que mejor forma de hacerlo en Bretaña que comiendo una de sus características crepes.

IMG_20150821_172024IMG_20150821_171159    IMG_20150821_171159    IMG_20150821_171159IMG_20150821_171159

La crepe bretona se diferencia de la del resto de Francia en su preparación: se prepara con mantequilla salada bretona y azúcar, y se sirve abierta en el plato. Yo, Lide, insistí en comer la crepe con Nutella. Jon no quería, pero al final, no le puse ningún inconveniente, en sus  palabras: una deliciosa e inolvidable crepe.

IMG_20150821_164744IMG_20150821_171724   IMG_20150821_171453   IMG_20150821_170901IMG_20150821_172521

5 de Agosto: una jornada sin descanso. Carnac. Piedras y rocas, rocas y piedras. Menhires, dolmens, cromlechs, túmulos e hitos neolíticos. El alboroto de gente fue sustituido por el silencio de las piedras, cuyo origen e historia es aún desconocido. Sin embargo, la mayoría cree que tenían algún tipo de significado religioso. Sacamos fotos y más fotos, casi tantas como rocas había.

IMG_20150821_173643 IMG_20150821_173230 IMG_20150821_173452 IMG_20150821_173028

Por la tarde visitamos Saint Lorient con la intención de visitar el festival intercéltico, donde celtas de todo el mundo se reúnen. Sin embargo, llegamos un día antes y no pudimos disfrutar del festival.

IMG_20150821_174119 IMG_20150821_174306 IMG_20150821_180246 IMG_20150821_174447

Más tarde fuimos a la pequeña Le Pouldu. En esta pequeña villa costera Gauguin se inspiró para pintar sus obras. Y es que el entramado de acantilados y playas que este lugar ofrece al visitante sirvió de inspiración a toda una escuela artística. Así mismo, nosotros nos sumimos en un estado de extraña tranquilidad, sumergidos en el paisaje de la pequeña villa.

IMG_20150821_175526 IMG_20150821_175126 IMG_20150821_174908 IMG_20150821_175835

Continuará…

Category: Viajar  Comments off

El secreto de las playas caribeñas

No todo es lo que parece. La fina y blanca arena de las islas desiertas del Caribe son en realidad excrementos de pez loro.

playas

more »

Category: Lugares  Comments off
US