Rehabilitación de zona hotelera de Tarqui tomará largo tiempo

Representantes de hoteleros y taxistas acompañarán la gestión reconstructora del Comité de Operaciones de Emergencia cantonal de Manta

El alcalde Jorge Zambrano, como presidente del COE (Comité de Operaciones de Emergencia) cantonal de Manta, dispuso la conformación de una comisión integrada por representantes de los sectores hotelero y comercial de Tarqui, más quienes representan a los taxistas de la ciudad, para que en calidad de observadores acompañen el trabajo de las mesas técnicas en la recuperación de la zona devastada por el terremoto del 16 de abril del año que discurre.

Esa disposición surgió a raíz de que una delegación (conformada precisamente por hoteleros, comerciantes y taxistas) expusiera sus inquietudes en el seno del COE, al que solicitaron el cronograma para la reapertura de la zona del malecón de Tarqui donde se asientan 10 hoteles que suman en total 700 camas y han sido calificados como habitables por los ingenieros expertos en estructuras de edificios.

La delegación adelantó que sus representados esperan tener en funcionamiento los hoteles para captar turistas durante la realización del evento Ironman a realizarse a finales de julio, lo que aportaría algo a sus mermadas economías luego de más de 70 días sin productividad, conforme lo expuso Plutarco Bowen, propietario del Hotel Playita Mía.

El representante de los taxistas, a su turno, consideró que rehabilitar esa parte de la “zona cero” de la tragedia permitirá reactivar la economía, no solo del sector hotelero sino también del transporte terrestre, altamente afectado por el cierre de vías.

Esteban Fiallos, presidente de la Cámara de Turismo de Manta, argumentó que estos hoteles se encuentran bordeando la “zona cero” y disponen al momento de los servicios de agua potable y energía eléctrica.

Razones en contra de los hoteleros de Tarqui

Las distintas mesas del COE cantonal de Manta expusieron técnicamente la inviabilidad de la petición a tan corto plazo, pues si bien se trabaja arduamente en este proceso, todavía existe gran cantidad de maquinaria de demolición en la zona, porque queda aún un importante grupo de edificaciones por derrocar,  como lo expuso el representante de la mesa de estructuras, Orley Macías.

El representante de CNEL (Corporación Nacional de Electricidad), Daniel Leyton, argumentó que si bien el servicio de energía esta rehabilitado en esa área perimetral de Tarqui, no se puede garantizar su continuidad las 24 horas del día a causa de lo debilitada que quedó la red eléctrica después del terremoto y por las continuas desconexiones para dar paso a las demoliciones.

Cesar Delgado, director operativo de la EPAM (Empresa Pública Aguas de Manta), dijo que  ya se ha realizado un mapeo y estructurado un proyecto (con costos de inversión incluidos) para la reconstrucción del sistema de agua potable y alcantarillado de Tarqui. Pero advirtió que mientras no se realice esta intervención, existen zonas (como la del Barrio Buenos Aires y las manzanas cercanas al cuartel del Cuerpo de Bomberos) que están en condición de irreparables, porque tanto viviendas como tuberías quedaron por debajo del nivel de las vías, y bombear agua a la “zona cero” sería agravar más el estado endeble de las edificaciones en la zona, por las filtraciones que debilitan el suelo donde se asientan, incluso el de las estructuras de los mismos hoteles que se pretende rehabilitar. Además hay que tener en cuenta la crisis de contaminación que provocarían las alcantarillas colapsadas, que no serán reparadas a corto plazo.

El comandante Eduardo Mendiola, representante de las Fuerzas Armadas, dijo que si bien se apoya la reactivación del sector hotelero, no se puede poner en riesgo a la ciudadanía que pudiera ingresar a esta área.

El alcalde Zambrano propuso a los delegados de los hoteleros y de los taxistas, que sean partícipes en función de observadores de la comisión de acompañamiento al trabajo del COE, para que constaten la dimensión de los daños y en conjunto realizar todos los esfuerzos a fin de lograr la rehabilitación de Tarqui. Les pidió, además, que comprendan las dificultades que se enfrentan cada día en esta titánica tarea de reconstrucción y el largo tiempo que esto tomará.

Por otro lado, el burgomaestre se comprometió a intermediar ante el representante del Ministerio Coordinador de Productividad en el seno del COE local, para obtener salidas económicas a las dificultades que al momento atraviesa el sector turístico de Tarqui.

FUENTE: Dirección de Comunicación Social del GAD cantonal de Manta, mediante boletín informativo y fotos con firma de su directora encargada, Analía Navarrete Loor. MANTA, 30 de junio de 2016.


 

Category: Lugares
You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed.Both comments and pings are currently closed.

Comments are closed.

US