Volar con AirAsia

Llegamos a Kuala Lumpur desde Sydney. Los pasajes de AirAsia los habíamos comprado unos 3 o 4 meses atrás. Nos subimos pensando que iba a ser un viaje corto, y resulto siendo un viaje de 8 horas.

Es una tontera, pero como estábamos tan convencidos, ni siquiera chequeamos el horario de llegada. Ya estando en el avión, no podíamos hacer las cuentas porque nuestro reloj tenía horario australiano, y no sabíamos cuál iba  a ser la hora local. Decidimos dormir y que sea lo que sea!

8 horas sin pantalla

8 horas sin pantalla

Antes de llegar pasaron con el almuerzo. Nos pedimos unas bandejas de comida vegetariana. Caímos en la cuenta de que era hora de estar atentos a ciertas cosas. Nos resultó casi imposible comer sin tragar medio litro de gaseosa inmediatamente después de cada bocado. Nueva regla para el resto del viaje: preguntar siempre cuán picante es la comida, y si es apta para flojitos como nosotros.

Como AirAsia es una aerolínea low cost, todo lo que consumimos en el avión lo tuvimos que pagar en el momento a la azafata. Lo único que no pagamos fue una botella de agua, que me la regalaron porque estaba semi desmayada al momento de aterrizaje.  Nunca me había sucedido, no me descompongo en vuelos, pero la comida extra picante y los pozos de aire me jugaron una mala pasada.

Air Asia

Air Asia

La comida (o cualquier otra cosa que quieran comprar en el avión) la pagamos en  moneda malaya. Cuando luego tomamos el avión de Singapur a Tailandia, los precios estaban en THB… todo indica que pagás en la moneda del destino. No recuerdo los precios exactamente, pero por una bandeja de comida y una gaseosa creo haber pagado unos 5 dólares (estadounidenses).

El vuelo estaba casi completo. Tuvimos la suerte de que nadie compró el asiento que teníamos al lado,así que usamos tres butacas para dos personas. En el vuelo de Singapore a Phuket el avión estaba muy vacío, a tal punto que las azafatas te pedían que te cambies de asiento para compensar el peso del avión. De esta manera muchas personas viajaron solas, en los asientos de 3 personas.

Con respecto al tope en el peso de equipaje, nosotros nos cuidamos bastante. Nuncá superamos los 15 kilos máximo que habíamos reservado cuando compramos el pasaje. Y en caso de notar que podíamos tener algún problema, sacábamos lo más pesado de los bolsos y los llevábamos en cartera/ mochila con nosotros. Pero hemos visto como algunas personas tenían problemas con su equipaje. Cuando digo problemas, me refiero a que no leyeron nunca las condiciones del pasaje y el equipaje… Realmente estaban sobrepasados, y cuando le quisieron cobrar el pesaje extra se volvieron locos. Los precios por kilo extra suelen ser exagerados, a tal punto que el pasaje low cost puede terminar saliendo como un pasaje en aerolínea tradicional.

Para más información sobre vuelos low cost pueden visitar esta publicación.

Category: Vuelos
You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed.Both comments and pings are currently closed.

Comments are closed.

US